UN ESPACIO PARA LA POESÍA DEL MOVIMIENTO Y DE LA PALABRA

La escuela Piazzolla



Liderar un proceso de difusión y promoción de la cultura del Tango-Danza con todo lo que esto tiene como componente académico, artístico y social, ha sido quizás el logro mas interesante de la Escuela y este reconocimiento pide su interiorización mas que algún tipo de hecho exterior que venga a confirmar esta ardua y hermosa tarea. Quienes se vinculan a la Escuela y desde allí proyectan su vida y sus anhelos como personas, artistas, curiosos o amantes del tango están haciendo parte de esta labor, de este legado.


Los que logran apropiarse de lo que el proyectotiene de generoso y necesario no solo para la labor de promoción de la Cultura del Tango sino para fundar espacios que crean una serie de vínculos y tejidos que a su vez se convierten en otros proyectos relacionados con el arte, son los que van a recoger los mejores frutos .


Muchos han sido los que han pasado por la Escuela y han aportado a su posicionamiento,y la Escuela les ha devuelto la posibilidad de generar luego sus propios espacios y esto es también una manera de crecer y de proyectar más el trabajo de la difusión del Tango-Danza. Podemos decir que hay una familia Piazzolla en Colombia que danza el Tango en un oficio diario de danzar sus vidas buscando un abrazo profundo y fraterno y desmitificando el hecho de que este es solo una asunto del escenario.


Todo proyecto cultural en nuestro país reclama una especie de terquedad y amor por el oficio y entonces esa parece ser la recompensa: La terquedad y el oficio mismo. Por eso es que va siendo hora de que todos aquellos que trabajamos en este campo nos miremos de manera mas desprevenida y nos vayamos contando en que van las cosas, y tal vez por ese camino terminemos de conocernos y juntarnos para esta tarea de darle al Tango el lugar que le corresponde en Colombia y eso reclama de nuestro entusiasmo, imaginación y creatividad.

Todavía veo una cosa rabiosa, dolida o que pontifica y descalifica en el campo del arte y a la línea finita de esto se puede llegar por la vía del diálogo y de la apertura de espacios de reflexión, reconocimiento y encuentro que nos ayuden a transitar por unos caminos comunes o que desde nuestra singularidad nos de la posibilidad de sospechar otros lugares de encuentro en favor del desarrollo de proyectos de formación artística o de creación o de socialización de nuestro trabajo.

Julio 2005



22 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo